Información del sector palmero colombiano - Fedepalma

Francisco Javier Mejía, “hoy tenemos una historia que contar, la certificación APSColombia”

Foto: archivo Fedepalma

Por: 

Mónica Silva Saldaña, Colaboradora de Fedepalma
Ximena Mahecha Anzola, Directora Ejecutiva de la Corporación APSColombia


Los primeros 25 palmicultores de pequeña y mediana escala del país fueron certificados por el Protocolo APSColombia, gracias al impulso del Núcleo Palmero.

Uno de esos palmicultores es Francisco Javier Mejía Palmas, palmicultor de San Pablo, Bolívar quien destaca que se vio favorecido gracias al proceso de mejoramiento de la productividad y sostenibilidad realizado junto con el Núcleo.

Para alcanzar la exigente meta de la certificación, este productor bolivarense también resalta la asertividad de trabajar tomados de la mano como grupo. “Nos hemos reunido para hacer un mejor equipo y hoy tenemos una historia que contar: la certificación de APSColombia, que nunca en San Pablo, hace 23 años que yo comencé, se había visto algo similar”.

Mejía también extendió su gratitud a todo el grupo de Fedepalma, Cenipalma, Promoagrosur y al trabajo incansable de los técnicos, quienes los apoyaron en el exigente camino hacia la certificación.

Antes de ser palmicultor, Mejía fue pescador y luego ‘coquero’. Su transición de los cultivos ilícitos a los de palma ocurrió porque reconoció que este es un negocio y no tiene problemas con las autoridades para andar con el fruto para arriba y para abajo; en cambio, con la coca tenía que permanecer escondido. Además, este productor considera que la palma ha sido la mejor economía que ha tenido su pueblo y que ha cambiado su nivel de vida.

Primero tuvimos el nivel de vida de la palma, hoy tenemos el de la certificación APSColombia. Y más adelante viene la certificación de RSPO, que también ya estamos listos; solamente falta la membresía para ese proceso.

 Francisco Javier Mejía Palmas, palmicultor de San Pablo, Bolívar.  

Hoy, este grupo de palmicultores le apuesta a la sostenibilidad del cultivo, al medio ambiente, a la sanidad, a la normalización de los trabajadores, y a que haya mejor productividad. Actualmente, gracias al Plan Padrino, impulsado por Fedepalma para facilitar la formalización laboral, tienen qué mostrar a las entidades sobre cómo realizan los procesos con sus trabajadores.

Mejía invita a sus demás compañeros de Promoagrosur, que aún no cuentan con este reconocimiento, a que sigan participando en el proceso, con el fin de obtener las certificaciones APSColombia y RSPO con ayuda de la gestión que realiza Loma Fresca, para que todos sus proveedores cumplan esos estándares.

Visited 130 times, 1 visit(s) today
[swpm_login_form]